Vibraciones del mundo

Más reciente

No hue’iemos con la plata del pan…

Por: Gonzalo Cofré Hube

Reguleque fue la palabra que rebalsó el vaso, que rascó en la herida. Y cómo no, una vez más se trata de dinero. Vil y apetecido dinero. Hablo de la ex vicepresidenta de la Junji, Ximena Ossandón.

Por supuesto que me parece acertada la decisión del Gobierno, de sacarla de su cargo, pero hay algo que me quedó dando vueltas, que me contrae la mejilla derecha cada vez que se manifiesta. Es ese espíritu que mueve más al chileno que la vulneración de los derecho civiles y personales, aquello que es capaz de sacar gobiernos exitosos del camino, eso que puede terminar con procesos futbolísticos impecables porque fue tocado. Me refiero al bolsillo, hablo de la platita.

No importó que la Ossandón haya dicho burradas acerca del padre Karadima y sus fechorías ni que haya puesto una virgen en la entrada de una oficina estatal (la que por Constitución es laica desde 1924) todo porque al alero de ella el trabajo se hace mejor. Fue declarar que su sueldo de más de tres millones de pesos era “reguleque” lo que fregó a Chile entero.

Augusto Pinochet fue el dictador más sangriento de nuestra historia y uno de los más duros de latinoamérica. Bajo su puño murieron miles de personas, muchos otros millares fueron perseguidos, torturados, discriminados, exhiliados, pero eso no bastó. Lo que sí pudo cambiar la imagen del fallecido dictador, para un basto grupo de nuestros compatriotas, fue la acumulación ilegítima de dinero en sus cuentas bancarias.

Harold Maynne Nichols realizó una de las gestiones más impecables que se conozcan a cargo de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional de Chile, reordenando una verdadera casa de huifas y trayendo a un Director Técnico que levantó a la Selección Chilena de Fútbol hacia niveles pocas veces vistos en nuestro viejo y querido balompié nacional. Pero una vez más, no importó nada de eso, pues fue la plata que no se repartió entre los clubes más poderosos lo que desató la crisis, que contarla a estas alturas sería como decir que Piñera…

 

Con estos tres ejemplos se podrán hacer una idea de lo que quiero decir. Al chileno, le importa más la plata que la dignidad. #eso.

Anuncios

Marcha Pro Huelguistas del Pueblo Mapuche

Por: Ricardo I. Alarcón; Concepción, Chile.

Me detuve en el centro de la ciudad a grabar lo que vi. El resto fue hecho a medio camino, entre la tragedia y el frío, y con la pasmosa certeza de que los otros peatones poco sabían de los presos mapuche que permanecen en huelga de hambre.

Me inquietó el modo en que la gente se dispersó, y también la calma de la protesta. Una especie de vacío en los gritos, como un eco extraño y sin acentos persistía en las consignas repetidas.

No hubo disoluciones ni disuasión. Todos felices y felices. Frío. Sólo frío. Y a pesar de eso, seguían de pie. Y hasta hace un par de horas, seguían de pie. Me enteré tarde que en Santiago las cosas continuaron pacíficamente, y grupos pro-mapuche siguieron izando consignas en el aire, denotando y connotando la invisibilidad de la noticia en las calles, como un coletazo mudo pero presente. El apoyo de los activistas es silencioso y respetuoso, como los tiempos que tiene la tierra renovarse y girar.

Blogger tiene su propio Sonidos Vivos desde antes

En honor a la transparencia, les presentamos este otro blog, que desde mucho antes que nosotros se llama Sonidos Vivos. Su autora es Paola Vicente y la dirección del mencionado sitio es http://www.sonidosvivos.blogspot.com/ . No sabemos si aún está en funcionamiento porque la última actualización data del 21 de septiembre de 2009; pero igual debemos decir que a esta blogera se le ocurrió primero el nombre. Aunque en Blogger, claro está.

Debemos aclarar que no fue nuestra intención hacer plagio ni nada parecido, sólo nos nació el nombre tal cual. Afortunadamente la web da el ancho para todos y como nosotros estamos en WordPress, pensamos que no debería haber problemas. Por lo demás tenemos objetivos distintos. Así es que saludos a nuestros tocallos.

Bicentenario en Chile

Por: Gonzalo Cofré Hube, Concepción, Chile

Como 200 años no se cumplen todos los días (qué frase ñoña) he aquí un extracto de mi sensación, acerca de nuestro bicentenario como país pseudo independiente.

Hello world!

Hemos abierto un canal de expresión para nuestros amigos que caminan en asfaltos y otros barros de todo el mundo. Somos heclécticos, pero selectivos. Bienvenidos.